bienvenido!

Esperamos que te guste nuestra web, que hemos creado con muchas ganas y dedicando mucho tiempo

Puedes registrarte y conectarte usando tu cuenta de:

Usuario:
E-Mail:
Escribe cuánto es 68 + 40:
 
año 59 de la era ibañez

viajes en el tiempo y en el espacio


   Los viajes en el tiempo y en el espacio siempre han despertado el interés en el ser humano (o, como mínimo, entre la comunidad científica), y también inspiraron a Ibáñez a la hora de crear algunas de sus aventuras más divertidas. La primera de ellas, "La máquina del cambiazo", se publicó de forma seriada entre los años 1969 y 1971 y su argumento gira en torno a un cacharro inventado por el profesor Bacterio capaz de teleportar a una persona hasta unas determinadas coordenadas espaciales reemplazando a la persona (o animal) que se encontrase en dicho lugar.


"La máquina del cambiazo" (1969-71)

   Abramos aquí un pequeño paréntesis para detenernos por un instante en la portada que llevó esta aventura en la colección "Magos del Humor": la máquina del Bacterio es reemplazada por un misterioso armario de cuyo interior sale Mortadelo disfrazado de faraón conduciendo un carro egipcio tirado por caballos.  El mueble en cuestión no es otro que el "armario del tiempo", y no fue fabricado por el profesor Bacterio sino por Chiflágoras, un alocado científico primo de Filemón. Se trata del argumento de la película de animación de los Estudios Vara estrenada en 1971 y para la que Ibáñez pudo haber dibujado tal portada posteriormente. Pero, por alguna razón, la portada nunca llegó a utilizarse y el dibujante y/o la editorial decidieron rescatarla al inaugurar la nueva colección "Magos del Humor". El invento de Chiflágoras y la máquinita del Bacterio operan en diferentes dimensiones (tiempo y espacio) por lo que el argumento de la aventura no encaja muy bien con la ilustración de la portada.

"La máquina del cambiazo" (1969-71)
Portada Magos del Humor (Bruguera)
 

   Casi tres décadas después, en 1999, Ibáñez desempolvó la máquina del cambiazo (que el profesor Bacterio evolucionó incorporando algunas mejoras) y creó una secuela de la aventura original que tituló "La maldita maquinita". La T.I.A. utilizará de nuevo el invento aunque esta vez su intención será la de capturar a varios delincuentes aprovechando su capacidad teleportadora siendo Mortadelo y Filemón, una vez más, quienes se encarguen de introducirse en su interior e intercambiar posición con los maleantes.

"La maldita maquinita" (1999)

   En cuanto a los viajes en el tiempo, veremos que son parte del hilo argumental de cuatro aventuras largas: "El Quinto Centenario" (1992), "Silencio, ¡se rueda!" (1995), "Siglo XX... ¡qué progreso!" (1999) y "¡El dos de Mayo!" (2008). Curiosamente todas ellas llevan a los personajes siempre hacia atrás en el tiempo, nunca hacia el futuro.

   De la primera aventura ("El Quinto Centenario") ya hemos hablado en un capítulo anterior, que dedicamos a Centroamérica. El profesor Bacterio evoluciona la máquina del cambiazo (que hasta entonces sólo permitía el teletransporte) hasta convertirla en una máquina del tiempo. La idea era que Mortadelo y Filemón viajasen quinientos años hacia el futuro para que averiguasen qué sucedería allí, pero el invento no funcionó como se esperaba y los personajes terminaron en la España de 1492, donde conocerán a Cristobal Colón y junto al que viajarán a las Américas.


Convenciendo a Cristobal Colón - "El Quinto Centenario" (1992)
 
   En 1995 se publica la aventura "Silencio, ¡se rueda!". El Súper pretende que Mortadelo y Filemón sean espectadores de los rodajes de las películas más famosas para que aprendan los métodos utilizados por los dobles de cine. Para poder visitar esos rodajes de películas antiguas los agentes utilizarán un invento del profesor Bacterio que los teletransportará al pasado. Allí se cruzarán con personajes emblemáticos (Charlie Chaplin, los hermanos Marx, Humphrey Bogart, Clark Gable...) y visitarán lugares como el oeste americano o Transilvania.


Oeste americano - "Silencio, ¡se rueda!" (1995)


   Un argumento muy parecido (en esencia) tiene la aventura "Siglo XX, ¡qué progreso!" (1999): el profesor Bacterio ha inventado un aparato capaz de enviar a las personas al siglo XXI y regresar. Mortadelo y Filemón son los encargados de probar el invento (aunque terminan siendo acompañados por el Bacterio y la Ofelia debido a una equivocación). El invento no funciona como se esperaba y todo el grupo viajará hasta los comienzos del siglo XX, siglo que recorrerán viviendo aventuras y situaciones cómicas como el incendio de San Francisco (1906), el hundimiento del Titánic (1912), la invención del autogiro (1920), las Guerras Mundiales (1918 / 1939) o la Guerra Civil española (1936). Finalmente será el Súper quien termine rescatándolos a todos...

Incendio de San Francisco (1906) - "Siglo XX... ¡qué progreso!" (1999)
(Nota: El "Golden Gate" no se construyó hasta 1933-37)
 

Titanic (1912) - "Siglo XX... ¡qué progreso!" (1999)
 


Autogiro de "De la Cierva" (1920)
"Siglo XX... ¡qué progreso!" (1999)
 

   En "¡El dos de Mayo!" (2008) se retoma el tema de los viajes en el tiempo y Mortadelo y Filemón, por enésima vez, vuelven a ser los elegidos para probar la nueva invención del profesor Bacterio: una máquina capaz de enviarlos doscientos minutos atrás en el tiempo. Pero los minutos se convierten en años y los personajes viajarán al dos de mayo... ¡de 1808!, en plena guerra de la independencia. Los agentes entrarán en la contienda y se cruzarán con personajes como Wellington (Carlos de Inglaterra), Daoiz y Velarde (Pepe Gotera y Otilio), el cura Merino (Rompetechos) o Agustina de Aragón (Ofelia). Ibáñez versionó con acierto el cuadro de Francisco de Goya que inmortalizó los fusilamientos de civiles madrileños ejecutados por las tropas napoleónicas en tan fatídica fecha.


Fusilamientos del dos de Mayo (Francisco de Goya)
"¡El dos de Mayo!" (2008)

   Terminamos aquí nuestro largo peregrinaje alrededor del mundo, del universo y del tiempo que hemos seguido de la mano de un genio en la materia como es Francisco Ibáñez. A lo largo de más de medio siglo el artista catalán nos ha deleitado mostrándonos recónditos lugares, desiertos, selvas, mares, polos, islas, cordilleras, ¡cataratas!... ¡nos ha puesto en órbita!. Con Mortadelo y Filemón hemos revivido además incontables episodios de la historia como el descubrimiento de América, la guerra de la independencia, el hundimiento del "Titánic" o el viaje de la "Estatua de la Libertad", amén de todos aquellos episodios históricos que introducen muchas de las aventuras largas. Ibáñez tiene talento para ofrecernos todo esto y mucho más siempre de una manera burlesca a la par que hilarante. ¿Cual será el próximo destino de sus personajes?
 

Comparte esta página
 
 
Ir arriba
fomulario de contacto

formulario de contacto

nombre:
e-mail:
mensaje:
Tienes que activar JavaScript para poder ver el CAPTCHA aquí!
Desarrollo y diseño: Pablo Sánchez / Contenidos: Alfredo Sánchez + Colaboradores / Visitas: 
 (by Google Analytics)
 / ver.1.5 beta
Estadísticas
Opciones
Ocultar frases de Ibañez
Mi cuenta
Desconectar